Técnicos/as en ingeniería, informática, electrónica y calidad y otras técnicas específicas

Ficha

Perspectivas a futuro en Europa

El empleo creció un 17% entre 2005 y 2015. Se prevé que esta expansión continuará durante la próxima década, aumentando las oportunidades laborales entre 2015 y 2025 en un 13%. Cerca de tres cuartas partes de estas oportunidades de empleo procederán de las necesidades de reemplazo.

Sectores afectados por la evolución

Gran demanda en la mayoría de los sectores por el avance de las NTICs:
Servicios profesionales: el nivel de empleo se duplicará en las actividades financieras y de seguros y también crecerá el empleo en actividades de TIC, salud, medios de comunicación, comercio y servicios financieros.
Fuerte crecimiento del empleo de profesionales de ciencia e ingeniería en la industria (automatización, investigación,.. demanda importante de personal diseñador, desarrollador e ingeniero, especialmente en el sector de automoción).
Crecimiento en la educación y salud (e-salud, educación STEM).
Caída en el empleo en la fabricación de productos refinados de petróleo.

Tendencias organizacionales


Competencias de comunicación y habilidades interdisciplinarias para dirigir, gestionar y trabajar en entornos multidisciplinares (la globalización está transformando la innovación en una actividad de colaboración internacional).
Desarrollo de las prácticas específicas del sector . La integración continua de la TI en la investigación y el desarrollo en el sector farmacéutico (por ejemplo, en la bioinformática y la informática de la salud) es un motor clave donde existe escasez de personal cualificado: se observa una creciente necesidad de personal de farmacólogia con experiencia en análisis estadísticos, "big data" y economía de la salud.

Tendencias tecnológicas


Aumento de competencias relacionadas con el desarrollo y fabricación de componentes electrónicos y conocimientos multidisplinares, tales como la electrónica de potencia, ingeniería mecánica e hidráulica, la automatización y la informática en el sector de la fabricación y construcción de edificios (automatización de edificios, 'casas inteligentes' y la extensión del "Internet de las cosas ')
Industria 4.0: tecnología de fabricación inteligente que integra equipos físicos y cibernéticos con "Internet de las cosas" e "Internet de los servicios" : demanda de conocimientos de software y hardware.
La biotecnología impulsa innovaciones en la agricultura, la silvicultura, la pesca, la alimentación, los productos químicos, la industria de los biocombustibles y la asistencia sanitaria.

Tendencias económicas


Importancia de sectores centrados en la prevención y mitigación de los efectos del cambio climático: tecnología fotovoltaica, eólica, energía y eficiencia energética asociado a las mareas. Demanda en investigación con fuertes competencias en analítica de datos, análisis de riesgos en sistemas y capacidades, experiencia en gestión de proyectos y conocimientos especializados en las tecnologías emergentes.
La evolución previsible de las competencias en los perfiles profesionales de la ciencia y la ingeniería se ajusta a las necesidades y la evolución de los sectores e industrias donde estas ocupaciones trabajan. Por otra parte, también se esperan tendencias de carácter más intersectorial que afectarán a la demanda de competencias:
El impacto de las nuevas tecnologías en los productos finales y en la fabricación. Por ejemplo la electrónica ya representa alrededor del 25% de los costos de producción de un automóvil moderno y llegará a duplicar este porcentaje para el año 2030 en la medida en que los sistemas electrónicos representan en la actualidad el 90% de las innovaciones y nuevas características de los vehículos. Como resultado de ello, la importancia de las competencias relacionadas con el desarrollo y fabricación de componentes electrónicos aumenta en parte en detrimento de las competencias asociadas a la ingeniería mecánica clásica. Esto sucede en todos los sectores que incluyen la fabricación de otros vehículos de transporte, máquinas y cualquier otra tecnología compleja. Indirectamente también crecerá la influencia de las competencias en electrónica en todos los sectores donde la tecnología de fabricación se utiliza para la producción de productos finales. Las tecnologías emergentes ( energías renovables marinas), conllevarán también una demanda de nuevas competencias. La combinación de las necesidades de conocimientos multidisplinares, tales como la electrónica de potencia, ingeniería mecánica, la hidráulica, la automatización y la informática crearán grupos de comeptencias únicas interdisciplinares.
La misma tendencia de un impacto crediente en la demanda de competencias electrónicas se observa en el sector de la construcción de edificios (automatización de edificios, 'casas inteligentes' y la extensión de "Internet de las cosas '). A ello se sumará el apoyo de la política regional europea de promoción del desarrollo urbano sostenible que influirá profundamente en profesionales de la arquitectura y planificación urbana que deberán tener en cuenta estos criterios y desarollar las tecnologías que reduzcan al mínimo el impacto ambiental de sus proyectos
La demanda de los consumidores hacia productos más especializados e individualizados y las tendencias en fabricación hacia la introducción de procesos de producción intensiva, más flexibles y eficientes: la llamada "industria de 4.0". Esta tendencia representa una gran variedad de retos a futuro en materia de competencias para las y los ingenieros, que desempeñan un papel clave en el desarrollo de la tecnología de fabricación inteligente que integra equipos físicos y cibernéticos con "Internet de las cosas" e "Internet de los servicios". La adaptación a estos cambios requerirá a profesionales de la ingeniería poseer conocimientos de software y hardware para complementar sus conocimientos especializados y el desarrollo de equipos que puedan realizar las tareas más complejas e interactuar con otros dispositivos, independientemente de la intervención humana.
La biotecnología impulsa innovaciones en la agricultura, la silvicultura, la pesca, la alimentación, los productos químicos, la industria de los biocombustibles y la asistencia sanitaria. Con relación a la creación de nuevos puestos de trabajo y demanda de competencias se espera que el mercado de la biotecnología crezca de 28 millones de euros en 2013 hasta 50 millones de euros en 2030, por lo que la demanda de profesionales en el campo de la biotecnología crecerá de manera exponencial.
La importancia de sectores centrados en la prevención y mitigación de los efectos del cambio climático crecerá. La demanda de experiencia y conocimientos en el desarrollo de tecnología fotovoltaica, eólica, energía y eficiencia energética asociado a las mareas va en aumento y solicita profesionales de ingeniería y biólogía para apoyar la investigación y el desarrollo en estos campos, con fuertes comeptencias en analítica de datos, análisis de riesgos en sistemas y capacidades, experiencia en gestión de proyectos y conocimientos especializados en las tecnologías emergentes.
Para los y las profesionales de la ciencia y la ingeniería, las habilidades de comunicación y habilidades interdisciplinarias para dirigir, gestionar y trabajar en este tipo de entornos multidisciplinares serán cada vez más importante, ya que la globalización está transformando la innovación en una actividad de colaboración internacional.
El desarrollo de las prácticas específicas del sector actúa como un factor clave en la formación de las competencias requeridas para algunos profesionales de la ciencia e ingeniería. La integración continua de la TI en la investigación y el desarrollo en el sector farmacéutico (por ejemplo, en la bioinformática y la informática de la salud) es un motor clave donde existe escasez de personal cualificado: se observa una creciente necesidad de farmacólogos/as con experiencia en análisis estadísticos, "big data" y economía de la salud.
Información recabada del Programa Skills Panorama de la Comisión Europea, a cargo de la Dirección General de Empleo, Asuntos sociales e inclusión y gestionado por CEDEFOP.

Ficha

Perspectivas a futuro en Europa

En la última década han crecido en empleo un 5% y se estima un crecimiento para la próxima década, pero a un ritmo mucho más lento (en torno a un 2%). Las oportunidades de trabajo procederán casi exclusivamente de la necesidad de cubrir puestos de trabajo vacantes de quienes abandonaron el mercado laboral por jubilación u otro motivo. Probablemente los y las profesionales de la ciencias físicas, químicas, matemáticas y de las ingenierías encontrarán mayor demanda en el mercado de trabajo que este grupo profesional de nivel medio. Esto podría atribuirse a la mayor necesidad de competencias de nivel alto en los sectores que emplean a estos dos grupos ocupacionales y la mayor vulnerabilidad de profesionales medios a su sustitución por la automatización de sus tareas.

Sectores afectados por la evolución

Aunque desarrollan su actividad en todos los sectores económicos, casi la mitad se concentran en cinco sectores: construcción, comercio mayorista y minorista, arquitectura e ingeniería, productos de metalurgia y productos metálicos y otros tipos de maquinarias y equipos En comparación con 2015, todos estos sectores (salvo en el sector de productos de metalurgia y productos metálicos que esperan un ligero descenso) crecerán en empleo a 2025, siendo el sector de comercio donde se preve el mayor aumento de cerca de un 25%.

Tendencias organizacionales


Los avances tecnológicos en herramientas, máquinas y procesos pueden aumentar el riesgo de remplazo debido a la automatización.
Si la impresión 3D avanza, pueden desarrollarse unidades de trabajo más pequeñas especializadas en sectores de fabricación auxiliares.
Si caen los precios de comercialización de las energías renovables y aumenta la inversión privada crecerán los puestos de trabajo técnicos relacionados con la implementación, operatividad y mantenimiento de proyectos basados en energía limpia.

Tendencias tecnológicas


Demanda de competencias técnicas más especializadas en la industria y otras ocupaciones (geología, construcción de edificios, personal técnico de tránsito aéreo), donde se esperan innovaciones como la topografía de mayor definición y la geolocalización.
Mayor demanda de profesionales que trabajan en las especificaciones técnicas y operativas de productos en la industria por el aumento de la interoperabilidad, globalización y crecimiento de los dispositivos inteligentes (incremento de estándares en tecnologías 5G, internet de las cosas, impresión 3D y vehículos autónomos).

Tendencias económicas


Impacto de la reducción de los presupuestos públicos en la investigación básica en ciencia e ingeniería con un declive en funciones técnicas y operativas (desarrolladas por personas con cualificación media).
Incremento de demanda de competencias en construcción de edificios eficientes ambientalmente sostenibles para apoyar a la población en situación de vulnerabilidad
La ciencia y la ingeniería agrupa a varios campos y disciplinas como la biología, la informática o la ingeniería del automóvil. Por lo tanto, los trabajadores y trabajadoras en este grupo ocupacional pueden verse afectados por diferentes factores de cambio que repercutan a sus puestos de trabajo y competencias demandadas. A medida que la construcción es el sector que más empleo concentra en este grupo ocupacional, la evolución del sector tendrá una relevancia especial.
Los avances tecnológicos introducen nuevas formas de planificación y ejecución en la construcción de infraestructuras, por lo que el personal de este sector, al igual que el resto de profesionales de la ciencia e ingeniería necesitarán de las competencias pertinentes. La tecnología afecta a todos los sectores y puestos de trabajo, pero en particular, este grupo ocupacional puede verse afectado por los avances en herramientas, máquinas y procesos en la industria que no solo van a exigir nuevas competencias sino que también aumentarán el riesgo de reemplazo debido a la automatización. Al mismo tiempo, si la fabricación a través de la impresión 3D avanza, pueden desarrollarse unidades más pequeñas que llevan a cabo trabajos especializados lo que influirá en el empleo y la demanda de trabajo en los sectores de la industria auxiliar que proporcionan capacidades y servicios especializados relacionados con la fabricación. A largo plazo, es probable que sean objeto de demanda competencias más especializadas en destrezas técnicas en múltiples segmentos de la industria, donde las capacidades de fabricación juegan también un papel importante . Lo mismo puede aplicarse a una amplia gama de ocupaciones dentro de profesionales de la ciencia e ingeniería de nivel medio: desde personal técnico de la geología que trabajan en la minería o la construcción de edificios, donde se esperan innovaciones tales como la topografía de mayor definición y la geolocalización, a personal técnico de seguridad del tránsito aéreo.
El aumento de la interoperabilidad, globalización y crecimiento de los dispositivos inteligentes podría conducir a un crecimiento exponencial de la actividad de normalización. Ya existe un incremento en la creación de estándares relacionados con tecnologías 5G, internet de las cosas, la impresión 3D y los vehículos autónomos. Esta tendencia se espera que conduzca a una mayor demanda de profesionales de ciencias eingeniería de nivel medio que trabajan en las especificaciones técnicas y operativas de los productos en varios sectores de la industria. Este crecimiento de las normas y las patentes es probable que continúe y dará lugar a una mayor demanda de profesionales en actividades relacionadas con la normalización aunque también algunos de los puestos técnicos y operativos más especializados se pueden perder en la medida en que prácticas y normas existentes se vuelvan obsoletas.
La preocupación por el cambio climático puede ser el nuevo el foco de varios sectores y por lo tanto de los profesionales. El Acuerdo de París 2016 para la reducción de las emisiones globales de carbono y la aplicación del compromiso de los países desarrollados incrementará la financiación y puestos de trabajo en el sector público relacionados con la implementación, operatividad y mantenimiento de proyectos basados en energía limpia. A medida que caigan los precios de comercialización de las energías renovables y aumente la inversión privada en energía limpia es probable que crezcan los puestos de trabajo en una amplia gama de ocupaciones técnicas relacionadas con estos ámbitos.
La creciente demanda de energía y la construcción de edificios eficientes ambientalmente sostenibles puede ayudar a ciudadanía en situación de vulnerabilidad que sufre de escasez de energía y en esta línea las prácticas tradicionales (y por tanto las competencias para implementar estas prácticas) ya están cambiando.
Debido a las continuas dificultades en los entornos económicos, la inversión del sector público y la financiación de la investigación académica se mantendrá bajo presión. A pesar de que ciertos sectores de la industria como las ciencias biológicas y ciencias informáticas siguen invirtiendo en la investigación, esta se refiere en mayor medida a la investigación aplicada. La continua presión sobre los presupuestos del sector público probablemente supondrán un reto para la investigación básica en ciencia e ingeniería y se espera que las funciones técnicas y operativas (desarrolladas por personas con cualificación media) puedan verse relegadas.
Información recabada del Programa Skills Panorama de la Comisión Europea, a cargo de la Dirección General de Empleo, Asuntos sociales e inclusión y gestionado por CEDEFOP.

Ficha

Perspectivas a futuro en Europa

Entre 2005 y 2015, el empleo de profesionales de las tecnologías de la información creció un tercio. Para la próxima década, de 2015 a 2025, se espera aproximadamente un 10% de crecimiento, que se traduce en unos 400.000 nuevos puestos de trabajo. Además de los nuevos puestos de trabajo, se espera que la demanda de sustitución genere alrededor de 1,5 millones oferteas de trabajo, lo que multiplicará por cuatro la demanda total de profesionales de las TIC durante el período 2015-2025.

Sectores afectados por la evolución

Además de los servicios de tecnología informática y de información, el incremento de la intensidad de las TIC en algunos sectores aumentará la demanda de este grupo de profesionales,como en los servicios de logística y almacenamiento o correos (en paralelo al crecimiento del comercio electrónico), en los servicios financieros (donde se espera un mayor crecimiento de los servicios online y análisis de datos ), en el sector inmobiliario y en las actividades profesionales, científicas y técnicas. La digitalización también traerá muchos más profesionales de las TIC a la industria, la educación y la salud.

Tendencias organizacionales


Mayor equilibrio a futuro entre las competencias técnicas TIC aplicadas al sector/función y competencias "blandas", como la gestión y la planificación.
La digitalización de la economía impulsará la demanda de soluciones TIC hechas a medida eficientes para cualquier empresa u organización, desde los proveedores de atención a la salud y empresas de aguas residuales a agricultura-ganadería y empresas de logística.

Tendencias tecnológicas


Big Data demandará capacidad de análisis y gestión de gran cantidad de datos en empresas por parte de científicos/as, administradores o personal de gestión de datos con habilidades científicas y análisis de datos, con visión para los negocios.
Cloud computing reduce la demanda de conocimientos técnicos de los usuarios aumenta la de competencias en diseño, gestión, integración y optimización de los centros de datos cloud.
Robótica avanzada, asistentes virtuales, vehículos autónomos, redes domésticas harán crecer la demanda en software y hardware (capacidad aritmética).
Internet de las cosas impulsará la demanda de conocimiento técnico de las redes, competencias de gestión de sistemas diversificados e interoperabilidad entre sistemas . La demanda de capacidades de ciberseguridad crecerá.

Tendencias económicas


Cambios en la demanda: los avances tecnológicos facultan también a las personas usuarias finales cualificadas. Probable externalización de los servicios de fuera de la UE, hacia mercados de menor coste.
Las TIC son tecnologías de ámbito general y los cambios en la economía pueden tener una influencia significativa sobre las futuras demandas de competencias en estE grupo de profesionales. En general, se espera un aumento de la demanda de profesionales de las TIC altamente cualificados. Sin embargo, los cambios tecnológicos y en las cadenas de valor probablemente requerirán de un equilibrio entre las competencias técnicas TIC aplicadas a un sector/función específica y competencias "blandas", como la gestión y la planificación. Dada la penetración cada vez mayor de las TIC en las actividades de la economía, se han desarrollado y continuarán desarrollándose en el futuro numerosas aplicaciones de software. Esto ha permitido el crecimiento y el éxito de varios desarrolladores de aplicaciones y proveedores, a menudo centrados en nichos de mercado. Los avances tecnológicos facultan también a usuarios/as finales cualificadas en lugar de los profesionales TIC. Además, es probable que en los servicios de TIC las competencias técnicas se externalicen cada vez más fuera de la UE, hacia mercados de menor coste. Los y las profesionales de la UE tendrán que desarrollar competencias tales como la gestión de la cadena de suministro en el contexto de las TIC, en una variedad de sectores. A todo esto se añade que la digitalización de la economía va a impulsar la demanda de personas con un conocimiento profundo de estos sectores,capaces de desarrollar soluciones TIC hechas a medida, eficientes para cualquier empresa u organización, desde los proveedores de atención a la salud y empresas de aguas residuales a agricultura-ganadería y empresas de logística. Los ordenadores más potentes aumentarán la cantidad y la variedad de los datos generados . La 'tendencia Big Data' debería conducir a una mayor demanda de la capacidad de análisis y habilidades de gestión de gran cantidad de datos en las empresas. Se espera en esta línea nuevas ocupaciones que puedan surgir, como por ejemplo, científicos/as de datos, porfesionales en administración y dirección de datos. El cambio hacia el uso del cloud computing ha sido lento, pero se espera que se acelere en las empresas y consumidores. El cloud computing reduce la demanda de conocimientos técnicos por parte de usuarios/as, ya que los servicios son subcontratados a proveedores cloud. Esto significa que las empresas necesitarán de competencias en la integración de servicios, gestión de servicios, diseño y gestión del cloud, y en la construcción y optimización de los centros de datos cloud. A medida que avance la investigación e inversión en la automatización industrial, como por ejemplo robótica avanzada, asistentes personales virtuales, vehículos autónomos y redes domésticas inteligentes, crecerá la demanda de experiencia en software y hardware (alto nivel de capacidad aritmética). Este tipo de profesionales serán de gran valor tanto para las organizaciones existentes, en aras a consolidar su mercado, como para la creación de nuevos negocios que desafiarán el statu quo. Del mismo modo, el crecimiento del Internet de las cosas impulsará la demanda de competencias y ocupaciones relacionadas con la arquitectura y el diseño, el conocimiento y competencias en la gestión de sistemas diversificados, y la comprensión de la normalización y la interoperabilidad entre sistemas. También se espera que se demande conocimiento técnico de las redes y habilidades para la gestión de las múltiples configuraciones de red que forman parte de las redes de IO (Internet de las Cosas. A medida que los diversos componentes de la infraestructura de TIC esté más interconectados con el crecimiento de los "sistemas inteligentes", las amenazas planteadas por la delincuencia informática y ciberterrorismo se extenderán más allá de los límites convencionales de los sistemas de computación. En particular, se prevé una mayor demanda de habilidades científicas y análisis de datos, emparejado con visión para los negocios. La demanda de capacidades de ciberseguridad relacionadas con los sistemas de software y hardware crecerá. Además de la experiencia específica en el sector, estos profesionales necesitarán probablemente de cualificaciones de alto nivel para satisfacer las demandas de los sistemas inteligentes" de infraestructura interconectados " del futuro.
Información recabada del Programa Skills Panorama de la Comisión Europea, a cargo de la Dirección General de Empleo, Asuntos sociales e inclusión y gestionado por CEDEFOP.

Ficha

Perspectivas a futuro en Europa

Entre 2005-2015 el empleo en todas las ocupaciones TIC creció un 23% y específicamente el empleo del personal técnico de las TIC aumentó un 8%. En 2015-2025 se prevé que el empleo paraeste grupo siga aumentando en un 5%, impulsado principalmente por la demanda de sustitución. Del total de ofertas de trabajo en las ocupaciones TIC entre 2015 y 2025, se prevé que una de cada cinco esté dirigida a este grupo profesional, lo que a pesar de su creciemiento implica una ligera pérdida parcial de su participación sobre el total de las ocupaciones de las TIC.

Sectores afectados por la evolución

Deben superar su participación actual en sectores que no son necesariamente relacionados con actividades TIC. Entre 2015-2025 está previsto que el sector financiero y de seguros empleará a alrededor del 70% más de personal técnico en TIC. También se prevé crecimientos significativos en servicios empresariales (medios de comunicación, 20% de aumento), industrias manufactureras (alimentos, bebidas y tabaco con un 30% de aumento), vehículos autónomos (un 20% de aumento), distribución y transporte (alojamiento y restauración, un 40% de aumento); comercio (un 35% de aumento) y servicios no comercializados (educación y la salud con un 30% y 20% de aumento previsto respectivamente).

Tendencias organizacionales


Internet móvil y nuevos modelos de negocio (servicios en web y aplicaciones descargables) harán del soporte técnico in situ menos relevante pero no obsoleto: interferencias de versiones de software, sistemas operativos y protocolos de seguridad.
La gestión de relaciones más complejas con personas socias y proveedores demandará de habilidades interpersonales y de comunicación oral y escrita de información técnica, o no técnica.
Cambios en el cliente "tradicional", por la facilidad de uso de aplicaciones y software que permitirá a las personas usuarias funcionar de forma autónoma.
Aumento de la automatización y digitalización en todos los sectores y mayor demanda de los servicios de mantenimiento y apoyo en las TIC.

Tendencias tecnológicas


Crecimiento de actividades on line y móviles (ventas electrónicas) y demanda de apoyo en Internet y redes sociales y en su infraestructura.
Necesidad de una mayor seguridad cibernética (adaptaciones de software y soportes técnicos) que demandará soluciones integradas de seguridad y gestión del riesgo, sobre la base de una sólida comprensión de las vulnerabilidades de sistema y arquitectura TIC subyacente.
La integración de sistemas requerirá habilidades técnicas para gestionar entornos y sistemas complejos.
Los avances tecnológicos ( cloud computing, internet de las cosas, big data) alterarán la forma de funcionar de la economía y de la sociedad y se demandará apoyo al buen funcionamiento de estos sistemas informáticos y redes avanzadas.

Tendencias económicas

Las competencias que se demandarán a los técnicos/as en TIC podrán ser diferentes dependiendo del sector donde desarrollen su actividad. A pesar de estas diferencias, existen factores comunes de cambio que pueden identificarse con relación al desarrollo de nuevos modelos de negocio y procesos, tanto en la industria tecnológica como en sus sectores de usuarios y que impactarán sobre la demanda de competencias del personal técnico en TIC:
Las tecnologías de Internet móvil y la adopción de modelos de negocio del suministro de TIC como soluciones de servicios de software, servicios basados en web y aplicaciones descargables que disminuirán la demanda de servicios al cliente. A medida que la provisión de estos servicios esté centralizada y se aplique de forma remota, el soporte técnico in situ se vuelve menos relevante, aunque no obsoleta: la movilidad (de trabajadores/as, consumidores/as, dispositivos y aplicaciones) reclama apoyo para suavizar las interferencias de diferentes versiones de software, sistemas operativos y protocolos de seguridad que pueden garantizarse por estos profesionales.
El aumento de la facilidad de uso de las aplicaciones web / sistemas de gestión y de software permite que usuarios y usuarias no expertos puedan funcionar de manera autónoma, a la vez que también se incrementa su nivel de competencias TIC . Así la atención al cliente "tradicional" puede cambiar como consecuencia del aumento de la participación de otros grupos: empleados/as de más edad o clientes con menos competencias electrónicas avanzadas.
El continuo crecimiento en el desarrollo de las actividades tecnológicas, on line y móviles (por ejemplo, ventas electrónicas) demandará un apoyo de personal técnico en TIC en Internet y en las redes sociales y en su infraestructura correspondiente.
Con la creciente utilización de las soluciones móviles y basadas en la web, la capacidad de gestionar relaciones mas complejas con socios/as y proveedores se vuelve más importante. Sus servicios podrán ser menos necesitados pero en la medida en que aborden más actividades de cara al cliente, crecerá la demanda de habilidades interpersonales y la capacidad de comunicar información técnica, así como no técnica de forma oral y escrita.
Dado que la automatización y digitalización se está infiltrando en todos los sectores económicos, incluso en los no intensivos en la utilización de las TIC (como salud, educación, hostelería), se observará una mayor demanda de los servicios de mantenimiento y apoyo en las TIC.
La necesidad de una mayor seguridad cibernética también está impactando en la demanda de competencias del personal técnico en TIC. Existe una necesidad continua de actualizar y mejorar las competencias en seguridad relacionadas con toda una gama de productos y servicios con los que estos profesionales lidian continuamente, desde adaptaciones de software que ofrecen mayor seguridad hasta soportes técnico para garantizar la protección continua de los sistemas en curso. Esto requiere competencias para desarrollar soluciones integradas de seguridad y gestionar el riesgo, sobre la base de una sólida comprensión de las vulnerabilidades de sistema y arquitectura TIC subyacente.
La integración de sistemas - el proceso de vincular diferentes sistemas y aplicaciones informáticas para actuar como un sistema- sigue siendo una tendencia importante de las TIC. La demanda de habilidades técnicas TIC para gestionar entornos y sistemas complejos seguramente aumentará.
Los avances tecnológicos tales el cloud computing, Internet de las cosas y los avances en la capacidad de los ordenadores en la gestión de grandes volúmenes de datos alterarán sustancialmente la forma de funcionar de la economía y de la sociedad. El personal técnico en TIC jugará un papel importante en el apoyo al buen funcionamiento de estos sistemas informáticos y redes avanzadas.
Información recabada del Programa Skills Panorama de la Comisión Europea, a cargo de la Dirección General de Empleo, Asuntos sociales e inclusión y gestionado por CEDEFOP.

Ficha

Perspectivas a futuro en Europa

Se estima que el empleo disminuirá en un 7% entre 2015 y 2025, si bien se crearán cerca de 1,5 millones de oportunidades de empleo procedentes de la demanda de sustitución. Estas ofertas de trabajo irán destinadas a personas con un mayor nivel de cualificación (personal de alto nivel aumentará un 20% hasta llegar al 17%), aunque la mayoría de los empleos continuarán siendo ocupados por cualificaciones de nivel medio al igual que en 2015 (alrededor del 70% ).

Sectores afectados por la evolución

La construcción continuará absorbiendo a 1 de cada 4 trabajadores/as en estas ocupaciones. Asimismo casi casi un 10% de personal de electricidad y electrónica trabajan en el comercio mayorista y minorista (mantenimiento y reparación de vehículos de motor, principalmente) y alrededor del 6% en otros servicios. Será en las industria manufacturera donde se espera que los niveles de empleo sufran mayor descenso en la próxima década, así como en el sector de equipos eléctricos que reducirá el empleo entorno a un -20%.

Tendencias organizacionales


Creciente adopción de tecnologías verdes y demanda de nuevas competencias especializadas en situaciones nuevas /cambiantes (turbinas de viento, trabajos en altura)
Aumento de la demanda en eficiencia energética en la instalación y el mantenimiento de los elementos de ahorro de energía en los edificios.

Tendencias tecnológicas


Impacto de la automatización y la robótica en la construcción y reparación de vehículos y cambios en la demanda de competencias en todos los sectores: mayor nivel de cualificación, competencias para implementar, operar, mantener o reparar los sistemas automatizados.
Integración de la electrónica y las TIC en todo tipo de productos (vehículos, lugares de trabajo, hogares) y demanda de conocimientos especializados en la instalación, mantenimiento y servicio de estos sistemas (internet de las cosas y creciente uso de dispositivos eléctricos / electrónicos en edificios).

Tendencias económicas


Disminución del empleo en la construcción por la crisis económica y reducción estimada para la industria en la próxima década.
Las tendencias que afectan a los sectores clave donde se ocupa el personal especializados en electricidad y electrónica afectarán de igual forma a la demanda de empleo y de competencias en estas ocupaciones. En cuanto a la construcción, -el sector empleador más importante-, la recesión económica de 2008 tuvo efectos adversos en los niveles de actividad y por tanto en el empleo de estas ocupaciones. La industria también aborda el reto a largo plazo de disminución de sus niveles de empleo actuales, lo que a su vez afectará a una parte importante del personal especializado en electricidad y electrónica. Más específicamente, las tendencias de cambios en cuanto a las necesidades cualificación pueden ser las siguientes:
El incremento de la automatización puede reducir la demanda de personal en la construcción y en comercios minoristas de reparación de vehículos, en la medida en que la maquinaria / robots desarrollen muchos de los trabajos anteriormente desempeñados por este grupo profesional. Al mismo tiempo, este factor de cambio modifica la demanda de competencias requeridas en todos los sectores. Se necesita un mayor nivel de cualificación, así como competencias para diagnosticar fallos en los sistemas automatizados y su reparación, o la capacidad de implementar, operar y mantener los sistemas automatizados (que se encuentran en una amplia gama de industrias, desde las telecomunicaciones a la construcción). Sin embargo, también la automatización puede dar lugar a la simplificación de las tareas, reduciendo la propia identificación de los componentes defectuosos lo que sustituye ciertos trabajos en lugar de brindar oportunidades en la reparación de componentes defectuosos.
Los avances tecnológicos, especialmente en electrónica y TIC, tienden a estar cada vez más integrados en todo tipo de productos. A medida que los ordenadores y los sistemas electrónicos, tales como sistemas de posicionamiento global (GPS), se integren en mayor medida en los vehículos, en los lugares de trabajo y en los hogares, es probable que aumente la demanda de trabajadores en electricidad y electrónica con conocimientos técnicos especializados en la instalación, mantenimiento y servicio de estos sistemas (internet de las cosas). El creciente uso de dispositivos eléctricos / electrónicos en edificios - por ejemplo, la instalación de antenas en edificios- también impactará positivamente en el aumento de la demanda de estas ocupaciones.
La transición hacia una economía baja en carbono y la creciente adopción de tecnologías "verdes", incluyendo la generación de energía "verde", es probable que demande nuevas competencias en los y las trabajadoras especializadas en electricidad y electrónica. Aumentará la demanda de personal con capacidad para aprender y aplicar competencias técnicas especializadas en situaciones nuevas /cambiantes (por ejemplo, turbinas de viento, trabajos en altura). La necesidad de mejorar la eficiencia energética también aumentará la demanda de conocimientos relacionados con la instalación y el mantenimiento de dispositivos de ahorro de energía en los edificios: “los y las electricistas de hoy en día se han convertido en especialistas de alta tecnología. La construcción de edificios recurre cada vez más a sistemas complejos que utilizan procesadores de ordenadores, controles sofisticados, fibra óptica y otros dispositivos de red. Cada vez más este grupo profesional maneja las TIC en la construcción debido a la automatización de edificios: control centralizado automático de la calefacción, ventilación y aire acondicionado, iluminación y otros sistemas a través de sistema de gestión de edificios automatizados. Esto significa que quienes se encargan del mantenimiento tienen que ser casi tan técnicamente competentes como las personas que diseñaron los equipos.
Información recabada del Programa Skills Panorama de la Comisión Europea, a cargo de la Dirección General de Empleo, Asuntos sociales e inclusión y gestionado por CEDEFOP.